Concluimos el ciclo de retiros mensuales de una mañana que hemos venido ofreciendo desde el Centro Arrupe a lo largo de este curso con Toni Catalá. Lo hacemos con esta propuesta de oración en tiempo de Pascua. Además del vídeo, compartimos los textos que propone Toni Catalá para la oración de este retiro (lo puede descargar también desde este enlace)

“COMO UNOS AMIGOS SUELEN CONSOLAR A OTROS”

“Demandar lo que quiero, y será aquí pedir gracia para alegrarme y gozar intensamente de tanta gloria y gozo de Cristo nuestro Señor” (Ejercicios Espirituales 221)

“Considerar cómo la Divinidad, que parecía esconderse en la pasión, aparece y se muestra ahora tan milagrosamente en la santísima resurrección, por los verdaderos y santísimos efectos de ella” (Ejercicios Espirituales 223)

“Mirar el oficio de consolar, que Cristo nuestro Señor trae, y comparando cómo unos amigos suelen consolar a otros” (Ejercicios Espirituales 224)

El encuentro con el Señor nos pasa (paso=pascua) del miedo, el bloqueo, el llanto y el duelo a la alegría y la pacificación

“El primer día de la semana por la mañana resucitó Jesús y se apareció a María Magdalena, de la que había expulsado siete demonios. Ella fue a contárselo a los suyos, que estaban llorando y haciendo duelo” (Mc 16,9-10)

“Al atardecer de aquel día, el primero de la semana, estaban los discípulos con las puertas bien cerradas, por miedo a los judíos. Llegó Jesús, se colocó en medio y les dice: Paz con vosotros. Dicho esto, les mostró las manos y el costado. Los discípulos se alegraron al ver al Señor. Jesús repitió: Paz con vosotros. Como el Padre me envió, así yo os envío a vosotros” (Jn 20,19-21)

El encuentro con el Resucitado nos pasa de siervos a amigos y de amigos a hermanas y hermanos. Nos pasa del dios del miedo y juico, del dios de la culpa y la condena al Dios de la Filiación, de la Fraternidad, de la Vida, de la Reconciliación y de la Esperanza.

“Este es mi mandamiento: que os améis unos a otros como yo os amé. Nadie tiene amor más grande que el que da la vida por los amigos. Vosotros sois mis amigos si hacéis lo que yo os mando. Ya no os llamo siervos porque el siervo no sabe lo que hace el amo. A vosotros os he llamado amigos porque os comuniqué cuanto escuché a mi Padre” (Jn 15,12-15)

“María estaba frente al sepulcro, afuera, llorando. Llorosa se inclinó hacia el sepulcro y ve dos ángeles vestidos de blanco, sentados: uno a la cabecera y otro a los pies de donde había estado el cadáver de Jesús. Le dicen: Mujer, ¿por qué lloras? Responde: Porque se han llevado a mi señor y no sé dónde lo han puesto. Al decir esto, se dio media vuelta y ve a Jesús de pie; pero no lo reconoció. Jesús le dice: Mujer, ¿por qué lloras? ¿A quién buscas? Ella, tomándolo por el hortelano, le dice: Señor, si tú te lo has llevado, dime dónde lo has puesto y yo iré a buscarlo. Jesús le dice: ¡María! Ella se vuelve y le dice en hebreo: —Rabbuni – que significa maestro. Le dice Jesús: Suéltame, que todavía no he subido al Padre. Ve a decir a mis hermanos: Subo a mi Padre y vuestro Padre, a mi Dios y vuestro Dios. María Magdalena fue a anunciar a los discípulos: He visto al Señor y me ha dicho esto” (Jn 20,11-18)

El encuentro con el Señor Resucitado nos cambia la mirada. No hace falta mirar de reojo, ni por “encima del hombro”, sino que podemos mirarnos a los ojos, mirarnos de frente y descubrirnos sanados en el Nombre de Jesús Nazareno

“Pedro y Juan subían al templo para la oración de media tarde. Un hombre paralítico de nacimiento solía ser transportado diariamente y colocado a la puerta del templo llamada la Hermosa, para que pidiese limosna a los que entraban en el templo. Al ver entrar en el templo a Pedro y a Juan, les pidió limosna. Pedro, acompañado de Juan, lo miró fijamente y le dijo: Míranos. Él los observaba esperando recibir algo de ellos. Pero Pedro le dijo: Plata y oro no tengo, pero lo que tengo te lo doy: en nombre de Jesucristo, el Nazareno, levántate y camina. Lo agarró de la mano derecha y lo levantó. Al instante pies y tobillos se le robustecieron, se irguió de un salto, comenzó a caminar y entró con ellos en el templo, paseando, saltando y alabando a Dios” (Hch 3,1-8)

LISTA DE DIFUSIÓN DE WHATSAPP

Reciba información en su móvil, suscribiéndose a nuestra lista de whatsapp.

Grabe en sus contactos de móvil nuestro número 618 46 26 09.

Mándenos un mensaje de whatsapp con su nombre completo y la palabra ALTA.

Siempre que lo desee puede darse de baja enviando un mensaje de whatsapp con la palabra BAJA.

La finalidad de esta Lista es, exclusivamente, para informar de actividades organizadas por el Centro Arrupe.

CALENDARIO

« Mes anterior Mayo 2020 Mes siguiente »
Lunes
Martes
Miércoles
Jueves
Viernes
Sábado
Domingo
27
28
29
30
1
2
3
1
  • 00:00Eucaristía 12h
4
5
1
  • 22:00Grupos universitarios
6
7
8
9
10
1
  • 00:00Eucaristía 12h
11
12
13
14
15
16
17
1
  • 00:00Eucaristía 12h
18
19
20
21
22
23
24
1
  • 00:00Eucaristía 12h
25
26
27
28
29
30
31
1
  • 00:00Eucaristía 12h
1
2
3
4
5
6
7