Image

Domingo de Resurrección (Jn 20,1-9)

María Magdalena esta rota, dolorida, Jesús ha terminado torturado y crucificado, y no encuentra consuelo. Necesita acercarse a la tumba dónde lo han puesto. Necesita hacer duelo. Necesita la cercanía del cuerpo muerto de Jesús. María quiere entrañablemente a Jesús y no quiere dejarlo, no se encierra en casa. Se pone en situación de que no se le apodere el miedo a los ejecutores de su amigo y Señor Jesús. Tengamos una oración por los que hoy no pueden hacer duelo porque la pandemia les ha arrebatado hasta los cuerpos de la gente querida. María se acerca al amanecer y se encuentra que el lugar de la muerte está vacío.

Pedro y su compañero corren hacía el sepulcro cuando María Magdalena les dice que el cuerpo de Jesús no está donde lo han puesto. Algo extraño está pasando alrededor del sepulcro de Jesús. Hay desconcierto, todo está en orden, pero él no está en el lugar de los muertos. Parece que no ha sido una fechoría más de los saqueadores de tumbas, los lienzos están plegados y no hay destrozos.

Pedro entra y ante el vacío no reacciona, en cambio su compañero el que llegó primero entra y cree. Pedro aún esta ofuscado y bloqueado por su abandono y negación. Necesita tiempo. Su compañero que es el discípulo preferido de Jesús, aquel que más entendió de corazón a Jesús, empieza abrirse a la Vida del Resucitado. Cada seguidora y seguidor de Jesús irá haciendo su propio proceso de pasar de la muerte a la Vida. El Viviente no se impone, no avasalla, no se muestra en boato y esplendor, va a ir conduciendo a los suyos para que cada uno haga su “camino de Emaús” a su modo y manera. San Ignacio nos dirá que se nos muestra “dulce, leve y suavemente”.

Para el discípulo amado le basta ver el vacío de la tumba para percibir que la muerte no ha tenido la última palabra sobre Jesús, que el “cuerpo” de Jesús ahora es plenitud de Vida junto al Padre que lo ha levantado de entre los muertos, que ahora está junto al Dios de la Vida. Pedro necesitará un poco más de tiempo, pero sobre todo necesitará que el Señor retorne sobre él con una palabra de ánimo y fortaleza. 

Sólo la tumba vacía por si misma no lleva a reconocer al Viviente, “se han llevado del sepulcro al Señor y no sabemos dónde lo han puesto”. Se encuentran por un parte desconcertados porque parece que el cuerpo de Jesús, los cuerpos de sus criaturas no están abocados a convertirse en estiércol, que el vacío de la tumba les descoloca y desde este desconcierto empezaran a entender que la “muerte no manda” (Secuencia de hoy) y se están disponiendo para el Encuentro.

Estamos en pleno viernes y sábado santo en este tiempo doloroso que estamos viviendo, pero también sabemos en los más hondo de nuestros corazones que la última palabra no la tiene la muerte, que los que están siendo enterrados en soledad no van a parar al vertedero de la historia, sino que son abrazados por el Compasivo. Vivamos esperanzados haciendo con la ayuda del Espíritu de Jesús nuestro propio proceso de escuchar como la Vida palpita en fondo de la pena.

Toni Catalá SJ

Comentarios

  • Qué esperanzador

  • Gracias!por estas lecciones de vida y esperanza!!!!!

  • Aleluya, ha Resucitado

  • Gracias, muchas gracias, como siempre texto con mucha profundidad y para reflexionar despacio. Destacó: . El Viviente no se impone, no avasalla, no se muestra en boato y esplendor, va a ir conduciendo a los suyos para que cada uno haga su “camino de Emaús” a su modo y manera. San Ignacio nos dirá que se nos muestra “dulce, leve y suavemente”.
    Feliz Pascua de Resurrección

  • Muchas gracias por el comentario. Muy enriquecedor. Feliz Pascua de Resurrección a todos!!!

  • Muchas gracias. Ha resucitado, ALELUYA!!!

  • Que alegria la de Juan al ver el sepulcro vacio, entendió en ese momento todo lo que Jesus les dijo acerca de su muerte y resurrección. Que hermoso para Juan y cuanta esperanza encierra ese momento.
    Gracias Toni

  • Que no decaiga en nosotros la esperanza de una vida ulterior a la presente….

  • Gracias

  • Llamados a “escuchar como la Vida palpita en fondo de la pena”.

    Que podamos entender al resucitado a nuestro tiempo, como María, como Juan, como Pedro…

Responder a Angeles Cancelar la respuesta

LISTA DE DIFUSIÓN DE WHATSAPP

Reciba información en su móvil, suscribiéndose a nuestra lista de whatsapp.

Grabe en sus contactos de móvil nuestro número 629 672 650

Mándenos un mensaje de whatsapp con su nombre completo y la palabra ALTA.

Siempre que lo desee puede darse de baja enviando un mensaje de whatsapp con la palabra BAJA.

La finalidad de esta Lista es, exclusivamente, para informar de actividades organizadas por el Centro Arrupe.

CALENDARIO

« Mes anterior Octubre 2021 Mes siguiente »
Lunes
Martes
Miércoles
Jueves
Viernes
Sábado
Domingo
27
28
29
30
1
2
1
  • 19:00EUCARISTÍA
3
2
  • 12:00EUCARISTÍA
  • 20:00EUCARISTÍA JÓVENES
4
5
1
  • 19:00CONTEMPLATIO. Espacio de oración contemplativa
6
7
8
9
1
  • 19:00EUCARISTÍA
10
2
  • 12:00EUCARISTÍA
  • 20:00EUCARISTÍA JÓVENES
11
12
13
14
15
16
2
  • 10:00CURSO: INTRODUCCIÓN A LA ESPIRITUALIDAD IGNACIANA
  • 19:00EUCARISTÍA
17
2
  • 12:00EUCARISTÍA
  • 20:00EUCARISTÍA JÓVENES
18
19
1
  • 19:00CONTEMPLATIO. Espacio de oración contemplativa
20
21
22
23
2
  • 10:00RETIRO MENSUAL
  • 19:00EUCARISTÍA
24
2
  • 12:00EUCARISTÍA
  • 20:00EUCARISTÍA JÓVENES
25
26
27
28
1
  • 19:30CONFERENCIA: DIVERSIDAD A LA LUZ DE LA PALABRA
29
30
1
  • 19:00EUCARISTÍA
31
2
  • 12:00EUCARISTÍA
  • 20:00EUCARISTÍA JÓVENES
1
2
3
4
5
6
7